Fotografía (2-2015): Nuevas generaciones fotográficas: vuelta al academicismo estético

Nuevas generaciones fotográficas:

vuelta al academicismo estético

 

«No es posible aducir que la fotografía sea un arte hasta que uno

no pueda colgar su obra en la misma pared que Cezanne»

Paul Strand

«Las escuelas de arte están llenas de… basura»

Elliott Erwitt

Desde que la fotografía dejó de ser una herramienta exclusivamente científica y comenzó a utilizarse como medio de producción y expresión artística, no ha logrado librarse de la losa de «arte menor». Si bien, entre los años 50-80, la etapa dorada del documentalismo, se experimentó como nunca con los medios técnicos y la ruptura de las normas estéticas, la tendencia hoy en día parece ser la vuelta al pictorialismo clásico en su versión más inocente: color y composición impecable, pero poca profundidad conceptual.

Posibles líneas de debate

¿Fomentan los centros artísticos la experimentación o sigue imperando la normativa de lo técnicamente correcto? ¿Qué sucede entre los distintos colectivos artísticos independientes?

¿Se está perdiendo el valor de profundizar en un concepto a cambio de lo «bonito» o lo «correcto»?

¿Puede esta vuelta al academicismo fomentar un arte que no moleste, que no tome posición política y social? ¿Qué sucede también con el fotodocumentalismo?

Textos

«En París, con los amigos, gravitaba hacia el antiarte: ¿por qué no hacer antifotografías? O, por lo menos, anti “buenas” fotografías. Por entonces, 1954, el modelo era Cartier-Bresson y el lema, objetividad. Elegancia, mesura, distancia; y discreción. Mi proyecto de diario-tabloide era muy distinto. Anduve en dirección contraria, dejé caer el mito de la objetividad y provoqué una especie de fotomatón callejero. (…) Probé todo: grano, movimiento, evasión del encuadre, deformaciones, imágenes accidentales. Disparaba sin apuntar, encuadraba al buen “tuntún”, exageraba el grano, el contraste, ampliaba con desmesura y, en general, pasaba el proceso fotográfico por la batidora. Un curso acelerado de lo que no hay que hacer en fotografía. Pensaba: los pintores se han liberado de las reglas, ¿por qué no los fotógrafos? Tal vez era más fácil para mí, independiente y herético».

William Klein.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s